Bell dejó contra las cuerdas a Ramos

En un juego apasionante y lleno de incertidumbre hasta los minutos finales, Ramos cayó nuevamente (82-74) ante el Club Atlético Bell, en Córdoba, y no tendrá más margen de error si quiere seguir con vida en el Torneo Federal, ya que deberá ganar todos los partidos de la serie para avanzar de ronda.

Federico Glinberg tuvo un partido sobresaliente con 27 puntos (83% en dobles), pero no fue suficiente para contrarrestar el goleo rival de Emiliano Martina (19 y 8 rebotes) y Lucas Machuca 18 (3/6 en triples).

Ya de entrada ambos equipos dejaron en claro su potencial anotador desde larga distancia e intercambiaron puntos desde la línea de tercera dimensión. Ramos, con dos triples seguidos de Diego García (11) y otro de Patricio Piñero (6), se adelantó 16-8 en la mitad del primer cuarto y extendió a 23-14 la brecha con el aporte de Glinberg. Pero Bell se agrandó con el ingreso de Machuca, quien clavó un bombazo desde atrás de mitad de cancha al cierre del parcial para generar una explosión en el estadio.

La buena racha del local se extendió en el comienzo del segundo cuarto con otro triple, esta vez del pivote Mauro Cerone. El parcial acumulado de Bell para pasar al frente era de 14-0 (32-25) y en Ramos empezaba a preocupar la sequía, que se extendía a casi seis minutos sin anotar. La agobiante defensa a presión del equipo cordobés fue gran culpable. El Rancho recobró la memoria con una ráfaga de 7-0 para volver a igualar e irse al descanso largo con mejor perspectiva y con la vuelta en cancha de Facundo López Banegas tras la lesión en el primer juego.

Santiago Iglesias (13) empezó a tomar protagonismo en Bell a partir del tercer cuarto con ocho puntos seguidos y suplía a un apagado Tiziano Borioni. Por el lado de Ramos, Sebastián Sevegnani comenzaba a aparecer debajo del aro para ayudar a Glinberg y Salvatierra y así equilibrar las acciones de un partido dinámico y parejo, que se iba a definir por detalles.

Llegó el momento de la definición, que se hizo esperar hasta el minuto y medio del bocinazo final. Antes, Bell continuó con la agresividad para atacar el aro. Lo hizo con Sebastián Faure y Emiliano Martina, su figura. Ramos remontó una desventaja de siete (68-75), siempre con Glinberg como estandarte. Pero apareció Iglesias con un triple salvador (78-74) para devolverle la alegría al local. Diego García falló dos de manera consecutiva para el Rancho y, Fernando Falistocco no perdonó con un doble y falta a 1’40» que liquidó el partido.

Ramos se fue masticando bronca y con la soga al cuello, ya que está obligado a ganar los partidos que le resten a esta serie. La historia se mudará al Rancho Garden, donde el equipo de Marcelo Travnik no ha perdido en lo que va de la temporada. El objetivo será sacar los dos juegos de local para forzar un quinto en Bell Ville y soñar con la hazaña.

Síntesis:

Club Atlético Bell (82): Sebastián Faure 12, Tiziano Borioni 3, Santiago Iglesias 13, Fernando Falistocco 10 y Emiliano Martina 19 (FI); Lucas Machuca (18), Mauro Cerone 7, Federico De Miguel. DT: Fernando Aguilar.

Ramos Mejía LTC (74): Galo Terrera 3, Diego García 11, Juan Ignacio Catalano 9, Patricio Piñero 6 y Federico Glinberg 27 (FI); Sebastián Sevegnani 7, Raúl Salvatierra 4, Facundo López Banegas 4 y Hernán Losito 3. DT: Marcelo Travnik.

Parciales: 19-23 / 22-16 / 20-22 / 21-13.

Árbitros: Eric Paez y Micaela Prado.

Estadio: Tito Proietti.

Fotos: Prensa Club Bell.